Porque estar al día nunca fue tan fácil

cumbre termatalia

Una de las principales conclusiones de la 1ª Cumbre Iberoamericana de Políticas Públicas para el desarrollo del Termalismo celebrada en Ourense, organizada por Termatalia, ha sido el anuncio de la creación de un Observatorio Mundial de Termalismo que tendría su sede en Ourense. Dicho anuncio fue realizado por el presidente del comité asesor de Termatalia, de la Diputación Provincial de Ourense y de la Asociación Europea de Ciudades Históricas con Patrimonio Termal (E.H.T.T.A.), Manuel Baltar, que asumió el reto propuesto por el secretario ejecutivo del Instituto Nacional de Turismo de la República Argentina, Ricardo Sosa. Durante su intervención, Sosa mostró el interés del Gobierno argentino porque Termatalia aproveche su red internacional de contactos del sector para contribuir al desarrollo del termalismo mundial a lo largo de todo el año aglutinando a las distintas entidades que gestionan el termalismo internacional para que puedan compartir experiencias, transferir conocimientos y buenas prácticas. El presidente Baltar recogió entonces este “guante” anunciando la creación de este Observatorio Mundial de Termalismo que conjugará el protagonismo de Termatalia como puente termal Europa y América Latina con el liderazgo del termalismo a nivel europeo que en estos momentos ejerce la Diputación Provincial de Ourense a través de la presidencia de la E.H.T.T.A. Este organismo serviría además para plantear medidas para la recuperación de un segmento turístico que contará con grandes oportunidades una vez finalizada la pandemia.

De hecho, otra de las importantes conclusiones a las que se ha llegado en esta cumbre ha sido la de comenzar a trabajar en una iniciativa para elevar al Senado y que solicitará que se pueda tratar en los centros termales del país a los pacientes que hayan superado la covid-19. Esta propuesta surgió de dos de los senadores provinciales de Ourense que participaron en la cumbre como oyentes (Francisco José Fernández y Miguel Ángel Viso) tras escuchar las intervenciones de distintos expertos en hidrología médica y de distintos mandatarios públicos de destinos termales internacionales. La propuesta buscaría paliar la situación derivada de las cancelaciones de los programas de termalismo social del Imserso, contribuyendo, asimismo, a poner en valor los recursos naturales y a desestacionalizar la oferta turística, según explican desde Termatalia.

Asimismo, la reunión -que congregó de forma virtual a más de 150 directivos de entidades públicas que gestionan el termalismo en 17 países de Europa y América- concluyó con la solicitud de incluir un Día Mundial dedicado a las aguas mineromedicinales en el calendario de la Unesco (se propone que sea el 23 de abril) y que fue defendida por la bióloga mexicana Marianela Peña.

 

 

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies. ACEPTAR

Aviso de cookies
Share This